Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid

El CLC, es el sustituto del Mercedes C SportCoupé, aunque realmente no se trata de un salto generacional en toda regla. El nuevo modelo sigue utilizando el chasis del anterior, y aunque el fabricante asegura que ha cambiado y mejorado 1.100 piezas del vehículo, hasta el habitáculo resulta muy parecido solo con ver las fotos.

Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid

Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid

Cuando fue anunciado hace unos meses, nos dimos cuenta que se trataba de prolongar la vida de un modelo tan veterano lo que no parece algo propio de Mercedes, y el SportCoupé, creemos que es uno de los compactos deportivos más bellos del mercado. Por desgracia las sensaciones transmitidas por las fotos son, bonito por delante, pero muy feo desde atrás.

Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid

Para el modelo de 2008, Mercedes Benz ofrece una amplísima gama de motorizaciones que va desde los 122 CV del CLC 200 CDI, a los 272 CV del CLC 350. Los cambios de marchas disponibles son tres: un manual de seis velocidades, un automático de cinco, y el ya famoso 7 G-TRONIC, que viene de serie con los modelos V6.

Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid

Así como los materiales son todos de calidad y a la altura de una marca como Mercedes Benz, da la impresión de que el diseño del tablero es excesivamente anticuado para lo que se lleva ahora. Las plazas posteriores, son de muy difícil acceso, la zona del equipaje posee un acceso muy bueno gracias al uso de un enorme portón trasero.

Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid

Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid

Mercedes Benz CLC, en el Salón de Madrid


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *